Las mujeres no son las únicas ¡A los hombres también les preocupa su aspecto!

Los tiempos han cambiado mucho. Lejos quedaron aquellos años en los que nuestras abuelitas eran las únicas que se preocupaban por cómo lucían sus maridos, mientras ellos se concentraban en otras cosas muy distintas a su aspecto físico.

El mundo en el que vivimos hoy en día, las mujeres ya no son las únicas que se preocupan por cuidarse y verse bien, cada vez más los hombres también nos estamos encargando de vestirnos según las tendencias, tener unos hombros libres de caspa, tener la piel saludable y en general, de que nuestra imagen esté a la altura de nuestras propias expectativas.

No hablamos precisamente de los “Metrosexuales” quienes causaban furor en los medios hace poco, pues ellos son hombres que se preocupan exageradamente por su aspecto físico. Este no es nuestro caso.

Por el contrario, hablamos de los hombres que simplemente quieren verse y sentirse bien, pero que no toman medidas extremas para lograrlo.

Hablamos de nosotros, los que no queremos tener caspa, los que no tememos probar un shampoo para la caspa, ni aceptar que nos gusta intentar con varias pintas antes de salir de casa.

A estas alturas entendemos que no hay nada malo en la seguridad masculina, porque de eso se trata todo: más que ser hombres vanidosos, nos gusta ser hombres que confían en su aspecto, en sus capacidades y que no tienen nada que esconder.

Por eso, no nos extraña ver que cada día más hombres se inscriben al gimnasio para bajar esos kilitos de más, o se proponen tener una dieta más balanceada para sentirse más saludables y tener una mejor calidad de vida.

También podemos notar que hoy en día los hombres ya no tememos hablar de nuestro aspecto con otros hombres, y de hecho, nos gusta juntarnos con nuestros amigos a practicar deportes como el fútbol, el ciclismo o el trote, con el propósito de mejorar nuestra condición física, fortalecer los músculos y sentirnos más a gusto con nosotros mismos. No hay nada de malo en eso.

Hemos comprendido que verse bien es tan sencillo como usar un shampoo para la caspa de Clear Men, cuya fórmula con Bio Nutrium 10 contiene extractos botánicos y nutre profundamente el cuero cabelludo, activando su protección natural para que la caspa no vuelva.

El simple hecho de poder tratar la caspa nos hace sentir más seguros y decididos a seguir haciendo cosas por nuestro físico, como cuidarnos la piel, tener aseadas las uñas y perfilarnos la barba, si es que la tenemos.

Todo esto nos hace sentir mejor, afrontar todas las situaciones de la vida con más confianza y seguir logrando nuestras metas como cualquier hombre Clear: sin temor y sin una gota de caspa.

TOP